Alitas de pollo al horno en salsa de miel y Sriracha

27 marzo 2017 3 comentarios

alitas-de-pollo-al-horno-en-salsa-de-miel-y-sriracha


El año pasado escuché por primera vez la palabra "Sriracha". La auxiliar de conversación que nos acompañó a lo largo de todo el curso hablaba maravillas de ella, y puesto que se trataba de un producto comestible, obviamente, para mi no pasó desapercibida y tomé nota rápida en mi memoria.

Transcurrido un tiempo, cosas del destino, la salsa Sriracha se plantó delante de mi. Y como es natural, a casa que se se vino.

Esta salsa, de origen tailandés, y que lleva por nombre el mismo que el de la ciudad en la que fue creada (Si Racha) estaba está causando furor en Estados Unidos. Se trata de una salsa muy picante, y de hecho su ingrediente principal es el chile. Estoy segura de que vosotros, lectores, estáis más familiarizados con el nombre y el sabor de otro gran condimento: Tabasco. Para que os hagáis una idea, la salsa Sriracha es un pelín menos picante en sabor, y en cuanto a textura, digamos que es como una salsa ketchup, aunque de un color rojo más vivo. Por otro lado, mientras que la salsa Tabasco es propia de la comida tipo Tex-Mex, la Sriracha se asocia con toda comida asiática, como puede ser tailandesa y vietnamita.


alitas-de-pollo-al-horno-en-salsa-de-miel-y-sriracha

¿Qué uso puedes darle a la salsa Sriracha?

  • Puedes utilizar la salsa Sriracha por si sola, para dipear (aunque ármate de valor y ten cerca de ti litros de una bebida que te ayude a calmar el calor que producirá en tu boca).
  • Para añadirla a otras salsas, como por ejemplo una mayonesa o salsa de tomate. 
  • Puedes darle un toque picante a alguna sopa o legumbres.
  • Para condimentar unos huevos fritos.
  • Si te gusta el Bloody Mary, ¿por qué no?
  • Y por supuesto, para una marinada de carne, pescado o marisco.
Aprovecho esta última idea que te he lanzado para presentarte la receta de hoy: Alitas de pollo al horno en salsa de miel y Sriracha. No sé en tu casa, pero en la mía, comer alitas de pollo es un festín. Siempre suelo rehuir de hacerlas porque salpican mucho aceite y no me agrada nada, la verdad. 

Sin duda alguna, he encontrado la receta idónea para satisfacer a mis comensales y de paso, no morir en el intento de dejar mi cocina impolutamente limpia. Así que ... ¡todos felices y contentos!

alitas-de-pollo-al-horno-en-salsa-de-miel-y-sriracha

Receta de alitas de pollo al horno en salsa de miel y Sriracha

Ingredientes (Para 4 personas)

Para marinar las alitas
  • 1 y 1/2 kg de alitas de pollo
  • 3 cdas de aceite de sésamo
  • 2 y 1/2 cdta de ajo deshidratado en polvo
  • 1 cdta de sal
  • 3/4 cdta de pimienta blanca molida
  • 1/4 cdta de guindilla cayena picada
Para el glaseado final
  • 4 cdas de aceite de oliva
  • 1 cdta de jengibre fresco rallado
  • 60 gr de miel
  • 60 gr de salsa Sriracha
  • 1 cda de salsa de soja
  • 1 cda de zumo de lima
  • 1 cdta de Maizena
  • 2 cdas de semillas de sésamo para decorar
  • Unas hojas de cilantro fresco para decorar
  • Unos gajos de lima para servir
Elaboración
  1. Precalentar el horno a 180ºC, con calor superior e inferior, y preparar una bandeja de horno, forrándola con papel vegetal. Reservar.
  2. En un recipiente amplio ponemos todos los ingredientes de la marinada y embadurnamos las alitas con ella. 
  3. Distribuímos las alitas en la bandeja y las introducimos en el horno a media altura, horneándolas entre 50 y 55 minutos y dándoles las vuelta a mitad de la cocción para que se doren por ambos lados.
  4. Mientras tanto vamos preparando la salsa con la que glasearemos las alitas: Mezclamos todos los ingredientes, excepto la Maizena, y los llevamos a ebullición en una sartén pequeña y honda. Diluimos la Maizena en una cucharada de agua fría y lo añadimos a la sartén, cocinándolo hasta que comience a espesar. Retiramos del fuego y reservamos.
  5. Una vez que ha transcurrido el tiempo de horneado de las alitas, las sacamos del horno y las pincelamos con la salsa por ambos lados. Las introducimos de nuevo en el horno, cocinándolas en una altura superior, solo unos 4-5 minutos, pues se terminarán de dorar muy rápidamente.
  6. A la hora de servir espolvoreamos unas semillas de sésamo y unas hojas de cilantro fresco por encima, junto con unos gajos de lima para que quien guste aderece las alitas con ella.
Visto en Damn Delicious



3 comentarios han dado alegría a esta entrada

  1. Tienen una pinta extraordinaria. No he probado la siracha, y me intriga mucho porque el picante me encanta y hace tiempo que en los programas de cocina USA la nombran hasta la saciedad. Pero chica, por aquí no hay manera, al final tendré que encargar en algún sitio grande la lsita de productos "raros" que tengo ganas de probar, porque parece que en estas zonas no podemos salir del sota, caballo y rey.
    Un beso.
    Marhya (enmilbatallas.com)

    ResponderEliminar
  2. Uau. Aquí no encuentro la sriracha tan fácilmente, o lo mismo podría buscarla mejor, tal vez en Mostenses... en los asiáticos habituales no la tienen, y no me importaría probarla...

    ResponderEliminar
  3. Eu que adoro picante ia com certeza amar essas asas de frango.
    Fiquei curiosa com esse molho.
    Boa semana

    ResponderEliminar

¡Exprésate! Di lo que opinas, haz una sugerencia, coméntame una duda ... lo que quieras, que será bien agradecido y recibido.