ROSCOS DE VINO

10 diciembre 2011 69 comentarios

Roscos vino_1


Soy facilona. Sí. Sé que ésto que digo puede sonar mal, muy mal, pero al final me he dejado invadir por  el espíritu de la Navidad, y sus olores, sus luces, sus colores, me han arrastrado a la cocina y me han invitado a hacer uno de los dulces navideños que más me gustan: los roscos de vino. Con los polvorones también soy algo exquisita. No me gusta cualquiera. Huyo de los de sabores, y me quedo con los genuinos, los clásicos y tradicionales, y si llevan almendra entera ya estoy vendida. Huyo también del mazapán comercial, ése que parece que al masticarlo solo comes azúcar. Por suerte, una familiar de mi suegra, tiene su propio horno de elaboración de mazapán, en un pueblo de Toledo, y no hay año que no compremos. Ése mazapán sí que es bueno. Sabe a almendra. A nada más que a almendra. ¡Una delicia!

Roscos vino_3

Siento cierta contradicción hacia la Navidad. Por un lado, me gusta salir y caminar por calles iluminadas por bombillas de colores que combinadas forman siluetas de motivos típicos de Navidad. Hay vida en la calle. Me gusta reunirme con la familia, alrededor de una mesa en la que disfrutamos de la comida y de la compañía. Me gusta pensar en cómo sorprender a los míos pensando en qué regalos les pueden traer los Reyes Magos. Pero por otro lado veo que todo este artificio es una utopía. Ni todos somos tan estupendos, ni vivimos en un mundo tan maravilloso, ni nos preocupamos por los demás tanto como pretendemos hacer ver. Este mundo cada vez es más individualista, más antisocial, más ajeno al bien común. Cada uno lucha por lo que cree que es suyo, hasta sin serlo. No hay implicación. Así no se es persona, y no hay que olvidar que el ser humano es el único ser vivo sociable. Y sé que hay buena gente por el mundo, aunque algun@s ... estén lejos.

Creo que me estoy poniendo trascendental, y no quiero provocar reacciones negativas. Así que pasemos a la receta, una dulce, de esas que a nadie amarga. ¡Qué ricos los roscos de vino! ¡Qué aroma dejan en la cocina! Vino dulce, sésamo, canela ... olor a Navidad.

Ingredientes

Para 20 unidades
  • 150 gramos de harina de fuerza
  • 150 gramos de harina de repostería
  • 50 gramos de avellanas o de almendras tostadas
  • 60 gramos de azúcar glas, más 60 gramos para espolvorear los roscos al final
  • 125 gramos de manteca de cerdo
  • 1/4 cdta. de canela molida
  • 10 gramos de sésamo tostado
  • 125 ml de vino dulce
Utensilios
  • cortapastas de forma circular, como éstos.  Necesitaréis uno grande y uno más pequeñito para hacer el agujero en el interior y dar forma de rosco
  • rodillo. Yo tengo éste, con el que me apaño genial hasta para extender la masa de la pizza
Roscos vino_4  

Elaboración

Sin thermomix 31 
  1. Tostamos las avellanas o almendras. Dejamos enfriar. Trituramos y reservamos.
  2. Tostamos las harinas en una bandeja de horno a 200º, removiendo de vez en cuando. Retiramos cuando las harinas adquieran un tono tostado. También podemos tostarlas en la sartén, más rápido. Dejamos enfriar.
  3. Precalentamos el horno a 160º.
  4. En un recipiente amplio, mezclamos las harinas con el vino y la manteca, e incorporamos después las avellanas o almendras, el azúcar, la canela y el sésamo. Mezclamos bien.
  5. Con la ayuda de un rodillo extendemos la masa sobre una superficie de trabajo hasta lograr un grosor de un centímetro. Cortamos los roscos con un cortapastas de la forma apropiada y los vamos colocando en una fuente de horno cubierta con papel de horno. La masa sobrante la volvemos a amasar, la extendemos para aprovechar la masa y hacer más roscos.
  6. Horneamos los roscos entre 15 y 20 minutos, hasta que estén ligeramente dorados. Los sacamos del horno y los dejamos enfriar en la misma bandeja. Una vez fríos, los espolvoreamos con el resto del azúcar glas.

Con thermomix 31
  1. Tostamos las avellanas o almendras. Dejamos enfriar. Trituramos durante 5 segundos, velocidad progresiva 5-10.
  2. Tostamos las harinas en una bandeja de horno a 200º, removiendo de vez en cuando. Retiramos cuando las harinas adquieran un ligero tono tostado. También podemos tostarlas en la sartén, más rápido, éso sí, removiendo con frecuencia. Dejamos enfriar.
  3. Precalentamos el horno a 160º.
  4. En el vaso ponemos las avellanas (o almendras) trituradas, las harinas, el azúcar, el vino, la manteca, la canela y el sésamo, y amasamos durante 30 segundos, velocidad 6.
  5. Retiramos la masa del vaso, la extendemos con la ayuda de un rodillo sobre una mesa de trabajo hasta darle un grosor de un centímetro. Cortamos los roscos con un cortapastas de la forma apropiada y los vamos colocando en una fuente de horno cubierta con papel de horno. La masa sobrante la volvemos a amasar, la extendemos para aprovechar la masa y hacer más roscos.
  6. Horneamos los roscos entre 15 y 20 minutos, hasta que estén ligeramente dorados. Los sacamos del horno y los dejamos enfriar en la misma bandeja. Una vez fríos, los espolvoreamos con el resto del azúcar glas. 
      
Fuente: Taller de repostería navideña con Thermomix

69 comentarios han dado alegría a esta entrada

  1. Haces bien en contagiarte del ambiente navideño, tienen una pinta deliciosa! yo los hago muy diferentes y estos tienen que están riquísimos

    ResponderEliminar
  2. Yolanda delicioso, me gustan estos roscos de vino. Que pinta todos nevaditos. Y a mi gusta también estas fechas además pq son fechas donde algunos suelen recapacitar y solucionar algunos problemas, para ser mejores personas. bss

    ResponderEliminar
  3. A mí me encantan los dulces navideños caseros, te puedes creer que NUNCA he probado un mazapán de calidad? Compré en Toledo en Zocodover y no veas la decepción... lo mejor es hacerlo todo una misma!!!! Qué ricos estos roscos, te han quedado divinos!!

    ResponderEliminar
  4. Yo también tengo una lucha con la Navidad... antes me encantaba, cuando mi hijo era pequeño y yo casi también lo era. Ponía adornos hasta en el baño... de ahí he llegado aquí, nada de nada, ni un sólo adorno navideño en casa. Creo que se me gastó la Navidad de tanto usarla... o simplemente me hice mayor! Lo que no perdono es el Panetone y estos dulces tipo polvorones, eso si que me encanta, y el helado de turrón que es el sagrado postre de la Navidad en casa. Tengo que hacer estos roscos este año que los comprados cada vez son perores. Me encantó ese rodillo... que envidiosilla soy... Besos

    ResponderEliminar
  5. Me encantan! Los roscos de vino junto con las hojaldrinas son mis dulces favoritos de navidad^^
    Besos!!

    ResponderEliminar
  6. Una receta genial, me encantan los roscos de vino.Con respecto a lo que cuentas, tienes toda la razón del mundo, últimamente sin quererlo ni desearlo me voy dando cada vez más cuenta del egoísmo de esta sociedad que estamos creando.

    Un besote wapa, gracias por endulzarme la tarde

    ResponderEliminar
  7. Creo que de los dulces navideños éste es el que más me gusta. No me había planteado el hacerlos en casa así que... genial!!

    ResponderEliminar
  8. Bueno , bueno los super se arruinarán con nosotros que lo hacemos todo en casita

    ResponderEliminar
  9. ¡¡Que ricos estos roscos caseros!! te han quedado alucinantes y la presentación de 10!!
    un abrazo!
    Sonia

    ResponderEliminar
  10. Estupendos, de pasteleria! un beso Alex

    ResponderEliminar
  11. A mi me encanta la Navidad y todo lo que tiene que ver con ella,... y éstos roscos,.. aiiii éstos roscos me han enamorado!!!!


    un beso

    ResponderEliminar
  12. Me encanta la Navidad pero en su momento. No empezar a vivirla dos meses antes para que cuando llegue, estemos hartos de ella. Los roscos de vino son uno de mis dulces preferidos de estas fechas. Besos.

    ResponderEliminar
  13. Andaaaa, a mi tambien son los dulces que mas me gustan de los navideños. Bueno tambien me gusta mucho el turron de jijona y uno de trufa nuez que compro en un pueblo de Zgza que esta de muerte (ya lo he probado hoy, ¡empezamos bien!). Los polvorones tambien me gustan sin sabores (salvo el de canela, todo lo que lleva canela me encanta).
    La navidad .... es para los niños en mi opinion. A mi no me gusta mucho, la verdad. ¡Y encima cumplo años...!. Mas vale que se pase pronto ;)))

    Un beso

    ResponderEliminar
  14. A mi si me gusta la navidad, pero creo que soy la única de la familia... a si que ni se pone el árbol ni nos invade el espíritu navideño más que por la cena y los langostinos.

    Cuando mi madre compraba los polvorones solo echaban en la bolsa 1 o 2 roscos de vino y siempre eran para mi.

    ResponderEliminar
  15. Yolanda que cosa tan rica y tan apunto, estaba buscando recetas de roscos de vino y me he encontrado con estos tan buenos, te enseñare el resultado porque seguro que los haré.

    ResponderEliminar
  16. Un clásico navideño que no puede faltar en nuestras mesas, te han quedado unas rosquillas fantásticas! un beso

    ResponderEliminar
  17. A mí me gustan mucho los dulces navideños pero comidos fuera de época, me refiero a cuando han acabado las navidades.
    Te han quedado de lujo.
    Un besín.

    ResponderEliminar
  18. Que ricos Yolanda, a mí también me gustan más los dulces artesanales, desde que los hago yo no compro absolutamente nada...y sobre lo que comentas...tienes toda la razón del mundo, algunos nos volcamos en las personas que nos rodean, pero aún así hay mucha gente sola y necesitada, y las luces navideñas solo son estrellas muy lejanas para ell@s...

    Un saludo!!!

    ResponderEliminar
  19. Yo soy muy poco o nada de Navidad, puedo reconocerte que me gusta su mesa, y cómo están los mercados en estas fechas ¡qué genero madre!.

    Me ha gustado mucho también desde siempre el día de la lotería, no sé, se respira un ambiente muy agradable y cuando era un jovenzuelo, ese día era divertidísimo. También la noche de reyes, que aunque ya casi no nos regalamos nada, me gusta el ambiente tanto de tarde con los niños, la noche mágica, luego los amigos, la noche de reyes.

    El resto nada, consumismo, derroche, exaltación de la amistad, que si paz, que si amor... incluso acercamientos familiares a veces sin sentido... Como quién dice, de las navidades sólo me gustan las vacaciones.

    Y bueno, luego por supuesto el roscón, uno de los dulces que para mí son más innobles y rudos de todo el repertorio tradicional de nuestro país, pero que a nosotros nos encanta.

    De tus roscos de vino me comería 4 ó 5 ahora mismo, no son de mis dulces favoritos, pero estos no sabrán como los comerciales ni por asomo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  20. Pues yo no los he comido nunca, pero se ven estupendos. Besiños.

    ResponderEliminar
  21. Son los que más nos gustan en casa, están buenísimos, aunque hasta ahora siempre los hemos comprado.Si me animo, los hago yo este año.
    Te han quedado estupendos
    Besos

    ResponderEliminar
  22. te han salido unos roscos preciosos!! Me encantan, pero nunca me he atrevido a prepararlos. A ver si este año... Tu receta es muy buena.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  23. Tal y como alguien ha comentado en mi entrada, la Navidad tiene la magia que tiene por los niños, y gracias a ellos es difícil no dejarnos llevar por la ilusión.

    Muchas gracias a tod@s por vuestras palabras, siempre tan bien recibidas.

    ¡Feliz fin de semana!

    ResponderEliminar
  24. TAMBÉM GOSTO MUITO DE VER AS RUAS COM AS ILUMINAÇOES DE NATAL FICAM COM MAIS VIDA...
    MAS GOSTAR GOSTEI DESSA BOLONHOS ,UMA VERDADEIRA TENTAÇÃO.
    BESOS

    ResponderEliminar
  25. Este es el postre que más le gusta a mi madre en navidad, los debora!! este año gracias a tí serán caseros.
    Besines

    ResponderEliminar
  26. Hola Yolanda, leyendo tu entrada he reflexionado sobre lo que significa para mi la navidad y al final me quedo con tu último comentario, la navidad se disfruta cuando somos pequeños y cuando nuestros hijos también lo son, ellos nos contagian con su ilusión. En estos días previos y desde hace unos años, ahora que mis hijos son muy mayores, la recibo con un poco de hastío aunque poco a poco me voy impregnado de su magia (un poco cursi esto ¿no?) en fin que me encantan tus roscos de vino porque ademas son los únicos dulces de navidad que me gustan junto con los piñones garrapiñados. Intentaré hacerlos con tu receta me parecen estupendos para felicitar la navidad a los compañeros de trabajo. Besitos navideños

    ResponderEliminar
  27. Me encanta esta receta,te la copio,tiene que estar de muerte un bs

    ResponderEliminar
  28. Tienes toda la razón. MI padre siempre odió la Navidad, y desde que murió mi abuelo, hace la friolera de 23 años, precisamente en navidad, pues imagina, peor aún.
    Pwero desde que nació el peque he vuelto a sacar de mí eso que ni sabía que estaba dentro; la ilusión por esas fechas, por elegir regalos, por juntar a los míos...
    Y estos roscos, además de perfectos, seguro que te quedaron deliciosos.
    Este año tengo que hacerlos ;)

    ResponderEliminar
  29. Mmmmm, que delicia!!! Mira que a mi no me vuelven loca los dulces navideños, pero estos roscos son punto y aparte!!
    Besitos

    ResponderEliminar
  30. Anda que no iba yo a dejar varios circulitos marcados si pudiera llegar hasta tus roscos de vino!! me gustan con locura pero no los he preparado nunca, a ver si me animo, aunque me doy miedo a mi misma :))
    Por cierto tus reflexiones super acertadas...te lo dice otra facilona jajaja...mil besitos guapa

    ResponderEliminar
  31. Yolanda estos dulces son también mis preferidos, si no es hoy, mañana los hago fijo, que bien se ven.
    Besos

    ResponderEliminar
  32. Yolanda estoy de acuerdo contigo, yo cuando mis hijos eran pequeños hasta me hacia ilusión adornar la casa, pero ya no pongo nada,es mas me parecen unas fechas como otras cualquiera, que lo único que predomina es el consumismo....pero bueno vamos a la receta por que con fiestas o sin ellas lo que esta claro que algo tan rico como estos roscos(que por cierto me encantan) pues vale la pena.
    Te han quedado estupendos.
    Bsitos

    ResponderEliminar
  33. Muchas gracias a los que entrais y dedicáis un ratito de vuestro tiempo para leerme y escribir unas palabras, y a los que no se atreven, también.

    ¡Feliz domingo!

    ResponderEliminar
  34. yo vengo y me llevo uno, q no soy mucho de estos dulces, pero sí q me gustaria probarlo...

    en cuanto a la navidad...yo he notado mucho el cambio desde q está judith...estando lejos, como q habiamos perdido el espiritu...y ahora parece q vuelve...

    ResponderEliminar
  35. Ohhh, que ricura!!!! Yolanda, que bonitos te han salido.

    Un besazo

    PD: te debo un correo, lo sé XD

    ResponderEliminar
  36. De pequeña nos pegábamos por ver quien cogía los roscos al vuelo jaja ....pues en las cajas de surtido solían venir con cuentagotas ...Quien me iba a decir a mi que unos cuantos años mas tardeeee yo misma los iba a preparar. En casa les encantan . Creo que mi receta es un poco diferente, luego lo miro y si es asi, me llevo también esta tuya que la pinta es excepcional !!!

    Respecto a tu reflexión a mi me ocurre exactamente igual, que le vamos a hacer, ojalá que los buenos sentimientos que rodean siempre a estas fechas, fueran extensibles a todo el año.

    Besinos mil.

    ResponderEliminar
  37. Cada año me invade el espíritu navideño, aunque esté muy de moda decir que no nos gusta nada.
    Esta receta me encanta, de las típicas navideñas, estos nunca los he preparado, a ver si este año me animo.
    Besos,
    Palmira

    ResponderEliminar
  38. Los roscos de vino le encantan a mi marido y nunca se los he preparado (no tengo perdón). Viendo los tuyos me están entrando ganas, se ven estupendos. De la Navidad ¿qué decirte?, es el eterno dilema, a unos les encanta, otros no la soportan, otros se dejan llevar... pero lo importante (al menos para mí) es que se reúne la familia entera y eso es lo que vale (y ver la carita de los niños).. en fin que me pasa lo que a tí y me pongo transcendental JEJEJEJE. Besos

    ResponderEliminar
  39. Yolanda, te felicito por este post tan lindo. Primero, porque estos roscos de vino, sin duda, son una delicia, nada que ver con los almibarados y empalagosos polvorones industrializados que nos venden. Además de que son preciosos.
    En segundo lugar, porque me pasa como a ti. Me encanta el gentío, el movimiento en las calles, el aroma de la navidad y eso que no tengo ninguna convicción religiosa, por lo que la navidad es simplemente una época del año. Nos venden la moto de que somos mejores en esta época, pero yo creo que quienes son egoístas lo son más aún en esta época. Se exacerban las pasiones, las malas y también, claro que sí, las buenas. En fin... maravillosos tus roscos.
    Un besote

    ResponderEliminar
  40. Sin entrar en más los roscos se ven estupendos, las fotos preciosas, con mucho encanto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  41. Una preciosidad, me encantan los roscos de vino!
    Por cierto, yo hice polvorones hace poco, utilicé aceite de oliva y quedaron muy bien. Lo digo por si alguien quiere evitar la manteca...

    Besines!
    ;-)

    ResponderEliminar
  42. el espiritu navideño al menos no es malo y sienta bien,como estos maravillosos roscos de vino que nos ofreces y queden divinos,son los que mas nos gustan en casa
    beso

    ResponderEliminar
  43. Ay, niña, comparto casi todas tus reflexiones sobre la Navidad.
    Y comparto el gusto por los dulces caseros, tradicionales: yo aborrecía el turrón de Jijona hasta que me vine a vivir a Alicante, y mis "contactos" en Jijona me hicieron probar el turrón artesanal.
    Pero, de todas formas, prefiero estos dulces como los tuyos a los turrones. Esos roscos de vino me parecen riquísimos.
    Y, aunque este año vamos a tener en casa una Navidad "rara", la receta la tendré en cuenta para futuras celebraciones.
    Un besote, guapa.

    ResponderEliminar
  44. Los roscos de vino me parecen estupendos, las Navidades no tanto ahora mis hijos ya son mayores y la ilusión de los peques es lo que me hacia disfrutar de las Navidades, ahora es otro cantar y otro modo de ver las cosas.
    Besos

    ResponderEliminar
  45. Vi Roscos de vino y me vine corriendo. De las tipicas cajas que te regalan en navidad surtidas solo me como los roscos de vino, asi que una receta para mi solita de ellos para mi ya es una autentica tentacion.
    Ademas se ven maravillosos en esas fotos que nos traes.
    Besos

    ResponderEliminar
  46. son de mis favoritos que lo sepas!!!
    besotes

    ResponderEliminar
  47. Tienes razón la Navidad al final se te contagia, a mi me gusta el ambiente, la decoración de las calles, las tiendas, pero no soporto que solo por unos días te acuerdes de todo el mundo. Y el resto del año??, no puede seguir esta armonía que estos días se puede apreciar en muchos lugares???...en fin aprovechemos estos días...

    A mi los polvorones no es un dulce que me entusiasme mucho, quizás es por que cuando llegamos a la parte de turrones y polvorones estamos tan llenos que no termino de disfrutar de los postres y dulces navideños.
    Un beso

    ResponderEliminar
  48. Que delicia de receta, me había propuesto este año no hacerlos...pero tus fotos me han provocado...si...también soy facilona...

    ResponderEliminar
  49. Nada me transmite tanto la Navidad como los roscos de vino, su sabor, su aroma me transportan de nuevo a mi niñez y la "hartura" que me daba de ellos, hasta que no los acababa no paraba :-(
    Me llevo la receta, tengo que hacerlos, muchas gracias guapa!!!!!!!!!
    besitos

    ResponderEliminar
  50. Yolanda: a mi me chiflan y me da rabia que en las cajas de polvorones solo van uno o dos. Qué bien te han quedado y de sabor imagino....
    No hay nada peor que un dulce navideño: polvorones, turrón, mazapán,etc. de mala calidad. Mejor poquito pero bueno.
    Un besito

    ResponderEliminar
  51. Sin duda los dulces caseros son los mejores. A mi madre estos le encantan, me llevo la receta a ver si le doy una sorpresa!!! vaya fotos!!! lindas lindas!!!Bss

    ResponderEliminar
  52. Nunca hice los roscos de vino, pero los tuyos me han dejado babeando, tienen una pinta buenísima.

    Yo celebro la navidad, fin de año, incluso los martes por ser martes, celebro todo porque me toco la lotería y puedo hacerlo, hace dos años tenía la barriga abierta de arriba a abajo y no podía ni comer, imaginate si me apetecerá celebrar, todo y más.

    un besazo, hermosa

    ResponderEliminar
  53. Los roscos divinos, creo que es de lo que más compro, ahora con tu receta los haré, en mi casa no faltan en ningua Navidad. Navidad, a mi me gusta, me encanta, me ilusiona y me pone contenta, a pesar de que falta gente y todas esas cosas, nada consigue volverme triste, además nací un día de Reyes, broche de oro de la Navidad, tal vez por eso la vivía con tanta ilusión sabía que al final de todo me esperaba un gran regalo, jejjeje. Madre mía todo lo que te he escrito y eso que estoy herida y no me deja escribir un dedo que si no.....

    ResponderEliminar
  54. Vaya pasada de receta!!!! me la apunto para hacerla estos dias sin falta. Deben estar deliciosos! Gracias por compartirla.

    ResponderEliminar
  55. Desde que nació la peque la Navidad es otra cosa en mi casa.
    Han nacido nuevas tradiciones, las nuestras, es completamente diferente.

    Me alimentaria solo de estos roscos, este año voy un poco atrasada, aun no los preparé, ni las hojaldrinas de papá, no las galletas de la peque, con decirte que ni siquiera he comprado aun turrón.. pero todo se andará.

    Besos.

    ResponderEliminar
  56. Yolanda yo creo que la Navidad se vive externa e internamente. Me encantan ver las calles inundadas de gente, colores, canciones y olores pero donde realmente la disfruto es en casa, con la familia.
    Estas Navidades los sorprendo con estos maravillosos roscos de vino.

    Besos.

    ResponderEliminar
  57. Gracias, gracias, muchas gracias por vuestras palabras.

    Es curioso leer algo que es bien cierto: la escasa cantidad de polvorones que vienen en las cajas del surtido, y lo mucho que nos gustan a todos estos roscos. ¿Por qué no vendrán más? A ver con quién hay que hablar para que esto cambie. Bueno, con la receta, ahora podemos hacer tantos como queramos.

    ¡Feliz semana!

    ResponderEliminar
  58. Que delicia de roscos. son impresionantes de verdad además de lo ricos que tienen que estar. Un beso.

    ResponderEliminar
  59. Yolanda, qué perfección de roscos!!! Ay, si pudiera cruzar la pantalla y coger unos cuantos ahora... ;)
    Besos artista!

    ResponderEliminar
  60. Ande, ande, ande la marimorena, ande, ande, ande que es la nochebuena...Niña, te has superao, los únicos polvorones y mantecados que me gustan son los roscos de vino y encima caseritos. Jo, veo que todo se puede hacer en casa. ¿Al Clooney también?

    Un besito

    ResponderEliminar
  61. Yolanda están impresionantes!!

    Mil besossss

    ResponderEliminar
  62. Niñaaaaa, estos también son mis favoritos, aunque no soy mucho de polvorones y mantecados, yo prefiero el mazapán. ¿Estás segura que los has hecho tu? si están perfectos!!!! venga va, dime donde los has comprado...jajajaja y si no me envías una caja y así los pruebo y sabré si son caseros.

    Un besito

    ResponderEliminar
  63. mmmmmmmmmm, me encantan los roscos de vino, son toda una delicia... los degusto con muchas ganas siempre, millones de veces mas que cualquier mantecado navideño!!!

    Pero fijate que nunca habia caido en hacerlos yo misma, pero esta receta tuya la voy a probar, anda que no...

    Besotesss guapisima!!

    ResponderEliminar
  64. No te pones trascendental, son reflexiones inevitables en ésta época
    pero está bien sucumbir al colorido y a lo bueno que tienen éstas fechas. Tus roscos son una buena prueba de ello, la pinta es buenísima.
    Besos guapa

    ResponderEliminar
  65. Deberíamos formar un grupo, a mí no me van nada estas fechas, reconozco que en gastronomía son espectaculares, pero para ya de contar, solo veo hipocresía, quizá alguna vez cambie de opinión.

    Y sin hipocresía alguna ¡Ole esos roscos de vinos!

    Besos

    ResponderEliminar
  66. Pues sí, yo creo que la Navidad nos despierta sentimientos contradictorios a todos. La parte de reunirse con familiares y amigos, charlar alrededor de una mesa, el buen ambiente... son encantadores! Pero al final todos nos dejamos llevar por el ataque consumista y un toque de hipocresía. Pero al final lo positivo siempre gana, no?

    ResponderEliminar
  67. holaaaa :)
    que ricos son y que bonitos te han quedado además, gracias por compartirlos, te mando besos y felices fiestasss

    ResponderEliminar
  68. Bueno, la verdad es que no me gustan mucho estos dulces.... no sé, será que no soy española y no he crecido con ellos.... aunque me encantaría probar un rosco de los tuyos, se ven estupendos..
    Y en cuanto a la Navidad, tienes razón en muchas cosas, aunque también es cierto que cuando hay niños, la cosa cambia. A mí sí me gusta, y eso que no crecí con la Navidad, en Cuba estuvo prohibida hasta hace unos años... tal vez por eso me gusta tanto ;-)
    Un besote, guapa, y te deseo unas felices fiestas!

    ResponderEliminar

¡Exprésate! Di lo que opinas, haz una sugerencia, coméntame una duda ... lo que quieras, que será bien agradecido y recibido.