Caramelos blandos de café al Bailey's { Reto Tía Alia }

26 enero 2015 18 comentarios

caramelos de café al bailey's


Reto Tía Alia de enero de 2015: ¿Txangurro? ¿O caramelos de café?

Pues la verdad es que en cuanto vi las propuestas, supe claramente por qué opción me iba a decantar. Y me fui de cabeza a la dulce. Y es que en esta casa el marisco no es de la devoción de la cocinera. Y si he de hacer una receta, y más para un reto, soy totalmente incapaz de cocinar algo y publicarlo sin que sea yo quien de el visto bueno, que para algo soy la que lleva todo este cotarro.

Si no ha habido causas mayores que me lo impidieran, siempre he sido fiel al reto Tía Alía. Desde que empezó su segunda temporada, el reto anda de picaflor yendo a casas de amigas y no podía consentirme el no participar. Y cuando supe que se había asentado en la cocina de mi querida Virginia, en Sweet&Sour, me dije que era de obligado cumplimiento el hacerlo. 

Siento un cariño especial por Virginia. Ella es una más del grupo de amigas que esta blogosfera gastronómica me ha permitido conocer. Llega un punto, porque a todos nos pasa, que el blog de las personas se nos queda pequeño y buscas la manera de llegar a ellas personalmente. Y esto se logra mayormente en forma de encuentros. Las circunstancias nos han puesto una junto a la otra en más de una ocasión; y la última, en un viaje familiar al País Vasco, su tierra, el pasado verano del 2014. Y puedo decir que Virginia es una persona maravillosa, cariñosa, atenta, servicial, alguien con quien se puede hablar sobre cualquier tema, y no solamente gastronómico, y esto da mucha riqueza al trato con las personas. 

Con estas palabras, mucho me temo que no hago otra cosa que alimentar la envidia de aquellos que no la conocen ;)

De su blog .. ¿qué decir? Que es uno de los mejores blogs gastronómicos. Un blog con recetas que han sido constatadas por ella misma, con versiones contrastadas, con consejos, alternativas, y son garantía de resultado seguro. Un blog de referencia y que o puedes perderte por nada del mundo.

Y ahora ... ¿pasamos a la receta?

Caramelos de café ... blanditos, con un toque a uno de mis licores favoritos: Bailey's, pero resaltando el toque amargo que tanto me gusta del café. Soy de las que se endulza muy poco el café.

Ingredientes (Para unos 25 caramelos)

  • 100 ml de Bailey's
  • 250 ml de leche semidesnatada
  • 150 ml de café recién hecho
  • 250 gr de azúcar blanquilla
  • Una rama de canela
  • 2 cdas de glucosa líquida
  • Aceite de oliva o de girasol
Además
  • Un recipiente - puede ser un molde alargado de plum cake - engrasado previamente
  • Capsulas de papel de tamaño mini
Elaboración
  1. En un cazo ponemos el Bailey's a calentar. Lo llevamos a ebullición y lo mantenemos hirviendo un par de minutos hasta que se haya evaporado el alcohol, todo ello para que al mezclarlo con la leche esta no se corte.
  2. A continuación, en el mismo cazo vertemos la leche, el café recién hecho y la rama de canela. Llevamos a ebullición, vigilando que no llegue el punto en el que al bullir, el contenido crezca y se pueda derramar. Tapamos, retiramos del fuego, y dejamos infusionar una hora. 
  3. Al cabo de ese tiempo, calentamos de nuevo, vertemos el azúcar, removemos, y una vez disuelta añadimos la glucosa. Dejamos cocer, removiendo con cierta frecuencia, unos treinta minutos o hasta que veamos que la mezcla se ha convertido en un almíbar que ha adqurido el que se llama punto de bola. Notaremos además que el caramelo se desprende fácilmente de las paredes del cazo. Para saberlo, con una cucharita retiramos una pequeña parte, dejamos que pierda un poco de temperatura para no quemarnos, y amasamos con la yema de los dedos para darle forma de bola. Si queda firme, ese es su punto.
  4. Vertemos el caramelo en el molde de plum cake, impregnamos la hoja de un cuchillo con aceite y marcamos unas líneas transversales para dibujar cuadrados. Dejamos enfriar por completo.
  5. Separamos los cuadraditos, nos impregnamos las palmas de las manos con aceite, cogemos cada cuadrado y le damos forma de bolita entre las palmas. Disponemos cada caramelo en una cápsula de papel pequeñita, y listos para disfrutar.

18 comentarios han dado alegría a esta entrada

  1. No soy de caramelos, como mucho chicles, pero tengo que decir que estos que has hecho tienen una pinta estupenda! :)
    Coincido contigo en que el blog de Virginia es maravilloso... y ya nos has dejado a muchos con los dientes largos porque
    no hemos tenido el placer de conocerla en persona.
    Besos y feliz semana

    ResponderEliminar
  2. Pues claro que me das envidia, no conozco en persona a Virginia y lo estoy deseando. Yolanda tus caramelos son espléndidos esa primera foto lo dice todo, bsss y buen día

    ResponderEliminar
  3. No conozco a Virginia personalmente, aunque debido a la distancia no conozco personalmente a casi ningún blogger de los que sigo (al alguno sí, no te creas) pero no me cabe duda de que tiene uqe ser una excelente persona. Cada vez que le dejas un comentario o preguntas algo te responde rápido, explicándote todo con muchísima amabilidad... y su blog, sin duda, uno de los mejores que hay. En mi caso yo me habría decantado por el txangurro porque soy una apasionada del marisco y, sin embargo, no lo soy mucho de los dulces con sabor a café (aunque últimamente esto está cambiando y me estoy aficionando por mi marido a ellos), pero estos caramelos blandos de café sé que serían la perdición de mi marido que le encantan... vamos, tendríamos entre los dos una pugna por ver qué se hace antes, porque hacer tendría que hacer las dos cosas para que nos quedásemos contentos los dos. Bs

    ResponderEliminar
  4. Hola preciosa, cuanto tiempo xdddd!!!
    Estos caramelos tienen que estar de vicio y más viniendo de tu mano!!
    Estoy totalmente desvinculada de mi blog y del resto, pero coincido contigo en que tanto Virginia como su blog son fantásticos, una mujer maravillosa, al igual que tu. Es lo mejor de este mundo, poder poner cara a las personas y sobre todo y lo mejor, poder compartir esos momentos únicos!!
    Las echo mucho de menos, así que el día menos pensando vuelvo a las andadas y a mi reto favorito!!
    Un millón de besos

    ResponderEliminar
  5. Nunca fiz caramelos, esses além de lindos tem um sabor que eu adoro
    Boa semana
    bjs

    ResponderEliminar
  6. Deliciosos estos caramelos, toda una tentación!!!
    Un beso y buena semana!

    ResponderEliminar
  7. Querida Yolanda, suscribo todo lo que comentas de Virginia y su blog. Ella es fabulosa y, claro, su blog no puede ser menos. Es de lo mejorcito que hay en la red y llegará muy lejos, tanto como ella se proponga. Verdad?

    Me encantó que fuera ella la elegida por Neus para dar cobijo al #retotiaalia durante el mes (o meses) de diciembre (diciembre/enero). Sus elecciones han sido fabulosas. Podría haber escogido cualquiera de las dos porque me gustan por igual, pero las pastillas de café con leche lleven una carga emocional profunda que me traslada a la infancia y a la casa de Alia directamente así que...no había escapatoria. Eran ellas SI o SI.

    Me gusta mucho cómo has salido airosa del reto, que este mes ha sido uno de los gordos, y lo fácil que hacer ver la elaboración de estos dulces. A mi me ha resultado un tanto complicado y me hubiera gustado tener tiempo para hacer más probaturas pero mi agenda no me lo ha permitido. Lo bueno del reto es que podré probar las propuestas de los demás e ir directa al éxito, jajaja. Y la tuya va a ser una de ellas porque ese toque de Bailey's hace que estas pastillas sean absolutamente irresistibles.

    Una propuesta magnífica, como siempre.

    Bss

    ResponderEliminar
  8. Y tan blanditos que se ven Yolanda, de caramelos tienen poco no? jejejeje...con estos no te rompes un diente!! Pero te aseguro que cataría uno ahora mismo, café y baileys? una combinación excepcional.
    Y por cierto, todo lo que digas de Virginia, de su persona, de su blog, de sus fotos es poco ;-)
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
  9. Me habéis parecido super valientes los que habéis hecho caramelos. A mí me resultaría misión imposible no acabar a palos con una receta que requiere mimo y una cuidadosa manipulación, no te digo ya usar moldes (aunque las cápsulas han sido una idea estupenda).

    Yo sí como marisco cuando me surge. Mi padre trabajó años en una lonja y siempre traía algo a casa. Pasado, pero lo traía :) Y no siento una gran devoción por las mariscadas (he comido tanto de pequeña que no tiene ese encanto para mí) pero sí, de vez en cuando, un poco de marisco es bien recibido.

    ResponderEliminar
  10. Me parece que coincidimos tod@s sobre lo maravilloso que es el blog de Virginia y siempre es un regalo para la vista leer sus entradas. También me decanté por los caramelos y aunque los primeros fueron me parece más blandos que los tuyos estoy satisfecha de mi segundo intento. Besos.

    ResponderEliminar
  11. Enhorabuena por tu blog, por la magnífica receta y las preciosas fotos, un privilegio compartir el reto contigo, besos

    ResponderEliminar
  12. A esto lo llamo yo vicio!! Jajaja Riquísimos!
    Un beso

    ResponderEliminar
  13. Que caramelos más buenos con ese toquecito de Baileys. Besos!

    Ana

    ResponderEliminar
  14. Mmmmmm que ricos, con un toquecito especial!!!! para no parar de comer eh? me encantan. un muac

    ResponderEliminar
  15. Bueno, bueno, bueno.... he estado ausente y no he podido participar en el reto este mes. Lo bueno es que estoy disfrutando casi tanto como si hubiera podido. Realmente Virginia es un encanto de persona en todos los sentidos y ha sido una suerte poder conocerla y estar en contacto con ella siempre que se puede.
    Tus caramelos una delicia, yo si hubiera podido me hubiera ido a la receta salada...la haré en cuanto pueda.
    Un besote muy fuerte

    ResponderEliminar
  16. Qué ricos tienen que estar esos caramelos! Me quedo por tu blog ;)

    ResponderEliminar
  17. Seguro que están muy ricos con el baileys.
    Yo hice piruletas y a los niños les encantaron.besinos

    ResponderEliminar
  18. Después de leer esta entrada, casi me suben los colores¡¡¡, y mira, no por lo que dices, que no te voy a negar que me gusta. Para algo tiene una un pequeñito "ego", sino porque no he tenido tiempo de poder pasar a visitarte. El día de publicacion del reto estuve de guardia, y al día siguiente tambien... total, toda la semana retrasada... el fin de semana a cumplir compromisos... y yo sin pasar por el blog de mi amiga Yolanda, que había preparado estos caramelos con el reto en "mi casa". Así que comprenderás que lo "colorá" no es tanto por el ego, como por la verguenza torera de no haberme acercado aun a comentar estos riquisimos caramelos.

    Pero vamos al lío¡¡¡. Siento enormemente que no te guste el marisco hermosa, porque no sabes lo que te has perdido. Ya sabes que el proximo viaje al País Vasco, tendrás que probarlo¡¡¡ aunque sea en mi casa. En cuanto a los caramelos, ya veo que no tuviste un solo problema en su ejecución, se nota que tienes enchufe con Tía Alia...o mucho callo con los caramelos. y encima vas y los preparas de Baileys... De chulapa madrileña vamos.

    Me llevo tu receta, porque adivino que tienen que estar ricos, pero además me aseguro que con todas las explicaciones que das, no puede haber perdida. Un beso grande a ti y otro a Natalia..Ahh y recuerdos a la costilla.

    Virginia "Sweet & Sour"

    ResponderEliminar

¡Exprésate! Di lo que opinas, haz una sugerencia, coméntame una duda ... lo que quieras, que será bien agradecido y recibido.