RISOTTO DE PERAS Y GORGONZOLA

05 septiembre 2011 73 comentarios

Risotto peras y gorgonzola_1


El origen de la elaboración del queso es tan ancestral que se cree que ya existía antes de que se escribiera nuestra Historia. Pero aún así, se piensa que fueron los romanos los primeros que se iniciaron en la técnica de elaboración del queso, y con su avance territorial, conquistando media Europa, sus costumbres viajaron con ellos y exportaron su técnica. Luego, cada región aportó su propia técnica de acuerdo al terreno, al clima, al tipo de ganado, y de ahí que existan tantos cientos y miles de tipos de quesos diferentes. Hay un proverbio francés que dice que hay un queso francés para cada día del año. El queso era un producto desconocido en tierras orientales y en América, pero la expansión de los grandes imperios europeos llevó hasta aquellas tierras este y otros tantos ricos productos, de igual forma que a nuestro continente llegaron delicias de aquellas lejanas tierras.

De entre todos los quesos, uno de los ingredientes estrella de la receta que os traigo hoy es el queso gorgonzola, un queso italiano cremoso, azul, que tiene como primo hermano en España al archiconocido queso cabrales, en Francia al roquefort, en Inglaterra al stilton y en Dinamarca al queso azul. Todos ellos, seguramente que lo sabéis, se guardan en cuevas, o en entornos muy húmedos, se elaboran inyectando una bacteria que coloniza el queso y que le otorga ese aspecto mohoso y un olor tan peculiar, para muchos hasta desagradable. Todavía recuerdo cuando de mi primer viaje a Asturias con mis suegros, maldicieron el momento en el que se les ocurrió comprar queso cabrales. ¡Menudo olor que dejó en el coche! Tardó meses en desaparecer. Hoy en día aquéllo es una mera anécdota que nos provoca más de una risa, pero que también nos permite recordar aquellos gratos días en el principado. Si vais a Asturias, podéis comprar queso cabrales sin temor a que os ocurra ésto mismo porque ya se envasan las porciones al vacío.

El queso gorgonzola combina a la perfección con las frutas, con muchas de ellas, como pueden ser las uvas, los higos, las manzanas, las peras. Cuanto más dulce sea la fruta, mayor es el contraste, y más gusto da disfrutar de esta combinación.

Queso gorgonzola y pera son parte integrante de este risotto. En casa es una combinación que nos apasiona, y éso que ni a mi marido ni a mi hija les gusta la pera. Sin embargo este plato lo gozan. La receta me la proporcionó Chelo, mi presentadora de la thermomix, y se la dedico a ella, por ser tan atenta y cariñosa, por estar pendiente de sus "clientas", por tener el detalle y la dedicación de mandarnos cada día una nueva receta. Y también se la dedico a otra Chelo, del blog Cogollos de Agua, porque sé que a le va a gustar esta combinación, como pude adivinar cuando publicó sus buñuelos de pera y queso azul, y antes de que se marchara de vacaciones le advertí que tenía una receta que le iba a gustar, y bueno, aquí la tienes, Chelo.

 
Risotto peras y gorgonzolal_2



Ingredientes (4p)
  • 3 peras 
  • una nuez de mantequilla para dorar las peras
  • 1 cebolleta
  • 360 gr de arroz de grano gordo
  • 540 ml de caldo de pollo
  • 50 gr de mantequilla
  • 150 gr de queso gorgonzola
  • sal
  • una pizca de nuez moscada
  • pimienta - la que tengas - recién molida
  • queso parmesano rallado para servir aparte
  • Edito: 170 ml. de vino blanco

Elaboración

Tradicional
  1. Pon la mantequilla en una cazuela a derretir a fuego medio. Pela la cebolleta y córtala en brunoise (daditos). Viértela en la cazuela y deja que se ablande, removiendo con frecuencia para que no coja color. Puedes añadir un chorrito de aceite de oliva virgen extra para evitar que la mantequilla se queme.
  2. Sube el fuego. Añade el arroz y rehoga hasta que se ve el corazón del grano de color blanco.
  3. Incorpora el vino y deja que evapore su alcohol. 
  4. Añade entonces unos cazos del caldo de pollo y remueve. El caldo siempre se añade caliente y a medida que el arroz lo va necesitando. Remueve con frecuencia, especialmente durante los primeros 10 minutos de cocción para que el arroz desprenda su almidón y quede una textura espesa propia del risotto. Cuece el arroz durante unos 20 minutos. Tiene que quedar al dente y con una textura cremosa.
  5. Mientras, pela y pica las peras en daditos y dóralas en una sartén con una nuez de mantequilla, removiendo con frecuencia para que no se doren en exceso. Lo principal es conseguir que se ablanden y que cojan un poquito de color. Retira y reserva. Este paso puedes hacerlo al principio del todo.
  6. Corta el queso gorgonzola en daditos también,  y anádelos a la cazuela una vez que el arroz ha terminado de cocerse. Añade también los daditos de pera y reserva unos cuantos para adornar el plato. Remueve los ingredientes con una cuchara de palo para que el queso se funda con el calor dentro del arroz.
  7. Servir el risotto en platos individuales, con unos daditos de peras coronándolo y espolvorea queso parmesano rallado al gusto. 

Con thermomix 31
  1. Pela  la cebolleta en cuartos y ponla en el vaso para picar durante 5 segundos, velocidad 4. Añade la mantequilla y programa 5 minutos, 100º, velocidad 1.
  2. Añade el arroz. Rehoga 4 minutos, 100º, velocidad cuchara, giro a la izquierda.
  3. Incorpora el vino y deja que evapore su alcohol durante 4 minutos, 100º, velocidad cuchara, giro a la izquierda.
  4. Añade el caldo de pollo y cuece el arroz entre 15 y 20 minutos, dependiendo de su dureza , velocidad cuchara, giro a la izquierda. El arroz ha de quedar al dente y con una textura cremosa.
  5. Mientras, pela y pica las peras en daditos y dóralas en una sartén con una nuez de mantequilla, removiendo con frecuencia para que no se doren en exceso. Lo principal es conseguir que se ablanden y que cojan un poquito de color. Retira y reserva.
  6. Corta el queso gorgonzola en daditos también,  y anádelos al vaso una vez que el arroz ha terminado de cocerse. Añade también los daditos de pera y reserva unos cuantos para adornar el plato. Programa 30 segundos, en velocidad 3, giro a la izquierda, para que se mezcle con el arroz y se funda.
  7. Servir el risotto en platos individuales, con unos daditos de peras coronándolo y espolvorea queso parmesano rallado al gusto.

Notas
  • El auténtico risotto italiano se elabora con un tipo de arroz especial llamado arborio y carnaroli, pero un arroz de grano corto queda igualmente bien.
  • Una buena base de risotto necesita mantequilla - nada de aceite -, cebolla o cebolleta, caldo para cocer el arroz, y si no tienes casero, siempre es mejor que eches una pastilla de caldo para hacerlo antes que puramente agua, y tener paciencia para remover y remover constantemente. La función de remover es la que hace que el arroz desprenda su almidón, y el hecho de que el caldo se añada a poquitos hace que ese almidón que se va desprendiendo, al mismo tiempo se adhiera a los ingredientes y se consiga esa textura cremosa o mantecosa.
  • Partiendo de esta base, puedes hacer un risotto con cualquier ingrediente, el que más te guste.

Si quieres ver mi otro risotto, el de setas, pincha aquí
Lo que os cuento sobre el queso lo leí aquí.  

 

73 comentarios han dado alegría a esta entrada

  1. Ahora que has explicado esto del coche, recuerdo cada vez que con mis padres ibamos a Andorra de pequeña, él siempre compraba camembert, le encanta y yo me pasaba el coche quejandome de que apestaba! No me gustaba para nada el queso, decía que estaba podrido, como roquefort etc... pero ahora los adoro! Y llevaría 10.000 en el coche aunque oliera a pies una semana... jejeje Haré esta receta fijo, con lo que me gusta el risotto y el gorgonzola me encantará, y con la pera pillan de maravilla :)

    Besos

    ResponderEliminar
  2. me encntan los rissotos y siempre encuentras uno mque no has probado como este propuesat rica tuya hoy, una buena combinacion y exito seguro
    buena semana
    beso
    miquel

    ResponderEliminar
  3. Esa experiencia del coche y el cabrales, creo que la hemos vivido muchos de nosotros jejeje. Anda que no apestan estos quesos, pero y lo buenos que están...

    Maravillosa introducción, como siempre y mejor receta. Receta que a todo esto, la quiero hacer. Me encanta imaginarme ese contraste con el arroz como protagonista.

    Fotografías fantásticas.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. La anécdota del coche oliendo a pies es absolutamente cierta... jeje... todo el mundo cuando iba a Asturias compraba Cabrales y claro... el Puerto de Pajares apestaba! Mira que el buen Cabrales tiene un sabor suave y delicioso pero el tufillo no se lo quita nadie.

    Ese risotto mola, he visto antes la receta pero nunca lo hice, me temo que ahora no es un buen momento para probarlo pero me lo guardo porque lo haré, se ve delicioso... es cierto que en España hay buen arroz corto, tampoco hay que ponerse exquitito comprando arroces de importación carísimos, es como si tuviésemos que hacer la menestra con jamón ibérico... aunque tampoco es mala cosa.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. Mmmm, se me hace la boca agua de ver este plato, me encantan las combinaciones dules y saladas, y el queso roquefort, en su justa medida, me parece exquisito, asi que imagino que el gorgonzola tiene que tener un gusto mas o menos parecido, y sólo de imaginarmelo combinado con el dulzor de la pera, que rico!! me parece de lo más acertado.

    QUE GRAN RECETA!!!

    ResponderEliminar
  6. Mi cocidito de sopa...que no es nuestro destino vacacional es que vivimos aquiiiii jajajajaja así que es nuestro destino permanente....que le vamos a hacer jajaja...

    un besote enorme....los risottos no son lo mio...además que el arroz me sale regu regu.....pero reconozco que esto tiene una pinta estupenda...

    besote y buen lunes!

    ResponderEliminar
  7. Yolanda!, si que me conoces bien, un risotto soberbio que estoy loca por comerlo, ya imagino el dulzor de la pera cremosa fundida en el queso con la suavidad del arroz...., me atraganto puñetera a estas horas de la mañana, no tenemos remedio!, muchisimas gracias!

    ResponderEliminar
  8. Nunca lo he probado así con lo que me gusta el rissotto, así que tomo nota que caerá fijo.
    besitos

    ResponderEliminar
  9. Yolanda cariño, que alegría volver a visitar tu blog!!! Ya tenía ganas de poder visitaros a todos y no sabes cuanto!!!
    Me encanta la combinación que has elegido para este rico risotto, las peras con ese queso tan rico me gustan a rabiar!!!

    Mil besos,

    ResponderEliminar
  10. Un arroz muy rico y las notas que nos pones, como siempre, muy interesantes. Eres una gran fuente. Besinos.

    ResponderEliminar
  11. Que rico! Llevo con antojo de risotto desde agosto y aun no lo he hecho y viendo el tuyo me estan entrando mas ganas aun. Jamas he utilizado fruta en la comida. Ahora estoy empezando a introducirla poco a poco en los postres (parece que estoy alimentando a un bebe jajajaja) porque a mi no me gustaba la fruta cocinada y bueno, de momento me gusta asi que pronto intentare en platos salados a ver que tal.

    Un beso

    ResponderEliminar
  12. La combinación de pera con queso es buenísima, la he probado con la pasta, pero en risotto debe estar igual de deliciosa. Por cierto, hace tiempo que no hago risotto, ya voy teniendo ganas.
    Un besico.

    ResponderEliminar
  13. Yolanda, qué gorgonzola usas, el dulce o el picante??

    ResponderEliminar
  14. Fíjate que me gusta el arroz, pero los risottos no me gustan demasiado se me hacen demasiado pesados.....
    Pero esta receta es de 20, por lo menos.

    Besos y buena semana.

    ResponderEliminar
  15. Me parece una combinación original la de las peras con el risotto y de las que a mí me gustan.

    Probaré a hacer tu risotto que a la vista de las fotos se ve delicioso.

    un besazo y buena semana

    ResponderEliminar
  16. Que rica receta, ya volvemos al otoño y que delicia tomar estos platos.

    ResponderEliminar
  17. Yo es que con el queso no puedo. Desde chiquitina le tengo un no sé que... ufff... Si yo te contara... a mi me da que mi madre embarazada de mi se embosto a queso y yo nací aborreciendolo porque no es normal el rechazo que siento. Ya estoy acostumbrada a verlo en la mesa y en la nevera, pero antes no podía. En fin... seguro que tu receta es una delicia que yo no sé apreciar.
    Besits.
    ;-D

    ResponderEliminar
  18. Rico rico rico!!!! como siempre!
    Un besazo reina ;)

    ResponderEliminar
  19. ...ay Yolanda pero que bueno,que rico,que delicia y que de todoooo nena,risotto con peras!Tiene una pinta brutal con esos daditos de pera coronándolo....lo haré un día de estoss cuando venga mi hija a comer,que es lo que me pide.
    HAciendo el camino de SAntiago,puse en mi mochila queso,claro pero lo saqué en el albergue...te podrás imaginar....el comentario,fué,que olor a pata!!...jejeje...yo callíta!!

    Besotes,buena semana!

    ResponderEliminar
  20. Siempre he querido hacer este risotto pero es de estas recetas que quedan pendientes,ahora viendo este ya no tengo excusa y viendo las peras que hay en el mercado,viene como anillo al dedo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  21. Llevo queriendo hacer este risotto, no sé el tiempo!!! Nunca me decido, pero me has dado el emujón que necesitaba... te ha quedado tan apetitoso en tu presentación que creo que lo haré el próximo sábado!!!

    Delicioso, no pudo decir más!!!

    Besos

    ResponderEliminar
  22. impresionante risotto, lástima que yo no pueda comer de él por mis alergias pero se lo puedo hacer a mi chico y seguro que me hace la ola.
    besotes

    ResponderEliminar
  23. Menudo risotto, a original no le gana nadie! soy una enamorada de los risottos y de los quesos. Me imagino que el contraste del queso y el dulce de la pera tiene que estar sensacional, me lo guardo

    ResponderEliminar
  24. Con los dolores de cabeza que les di a mis padres en la infancia, cuando me negaba de todas todas a probar cualquier queso y la afición que les tengo ahora, sobre todo si son bien fuertes, cuanto más fuertes mejor. El gorgonzola, por tanto, me encanta y si encima forma parte de una receta de risotto, aún más. Creo el único risotto que se me ha atragantado ha sido el de calabaza porque del resto soy una gran seguidora.

    Gracias por la receta y un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  25. fantastico¡¡ me encanta que nos pongas la receta en th, me lo anoto


    ¡¡beso¡¡

    ResponderEliminar
  26. Pero qué bien explicadito todo , asi da gusto !!!

    Aunque vaya dirigida a Chelo , como es miguita mia sé que me va a dejar un poquito para probar que yo también quiero jajaja ......Qué combinación tan deliciosa, la pruebo segurito;)

    Besinos guapa.

    ResponderEliminar
  27. Otra receta de rissoto para la colección y bien que me gustan tus ingfredientes; quizás sea el próximo.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  28. guau espectacular. Me encanta esa combinación , con lo cual me llevo la receta. Lo del coche no es nada para el olor que se nos quedo a nosotros en una maleta. Bss

    ResponderEliminar
  29. Mira si he visto mil veces la combinación de ese tipo de quesos con pera...pero aun no lo he probado, y en mi casa esos quesos son más que habituales, nos encantan, ese rissotto me ha encantado, va a ser el momento de probar el contraste...

    Si quieres uno que huele realmente mal, y cuando se me olvida que lo tengo me pongo loca a buscar que es lo que huele, jejej, ese es el Chaumes....no se como puede estar tan bueno con lo pestoso que es..

    Un besito!!!

    ResponderEliminar
  30. Casualmente acabo de ver otro risotto... debe de ser señal de que TENGO que ponerme, que nunca los he hecho. Un aspecto excelente.
    Un besín desde "el principado"

    ResponderEliminar
  31. Este risotto tiene que estar increible, me encanta.

    Saludos

    ResponderEliminar
  32. Tiene una pinta estupenda, Yolanda, se ve muy cremoso y la combinación es genial así que ya me imagino lo bueno que estaría.

    Pensé que hoy tocaba pan pero me imagino que no te ha dado tiempo a meter fotos,e scribir receta, etc... Que sepas que me dejas con muchas ganas de verlo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  33. Uff, estoy abrumada por todos los comentarios que he recibido halagando esta receta de risotto. Os animo de nuevo para que lo hagáis.

    Y ya veo también que no soy la única que puede hablar de esos olores algo pestilentes del olor del cabrales en el coche, ja ja ja. El cabrales está muy rico, pero en porciones moderadas, y con una sidriña sabe aún mejor.

    Muchas gracias a tod@s los que os habéis pasado por aquí y dejado un comentario.

    ¡Feliz día!

    ResponderEliminar
  34. Yo digo que huelen que alimentan!!! los quesos me pierden!!! y esta receta me encanta la suelo comer en italia y en algún restaurante que sepa que lo hacen bien, ahora con tu receta me toca hacerla en casa.Besotes!!!!

    ResponderEliminar
  35. Que buena tu receta ....imagino todo el sabor del plato y... me gusta!!! Suelo tener en casa gorgonzola. Así que... en el proximo risotto, sorprendo a la familia con esta delicia.
    BesiKos Yolanda.

    ResponderEliminar
  36. Me he quedado enamorada de esta foto y de ese risotto, adoro el queso y los arroces, y el tuyo tiene que estar espectacular. El contras te de sabores debe ser bueno bueno.
    me quedo como seguidora para no perderme tus recetas
    Un beso

    ResponderEliminar
  37. Esto es vicio Yolanda, no es otra cosa, lujazo de receta!
    Lo del olor del queso bueno ya sabemos todos, creo que a los queseros, nosotros somos de un vicio que creo no te podrías imaginar, hemos pasado por eso.
    A mí los que más olor me dejan son el cabrales y el camembert, Aparte de film los tengo guardados en una bolsa hermética de esas de congelar proque si no entras en casa y parece que tienes un muerto jaja

    ResponderEliminar
  38. Querida Yolanda!
    Qué maravilla de risotto nos has preparado!!! Con peras y gorgonzola, wow! Nunca he probado esa mezcla en el risotto, pero seguro que está de muerte. La pruebo seguro. Me encanta el risotto, las peras, el gorgonzola, en fin...

    Qué curioso, este finde también hice risotto, pero el de setas, de toda la vida, que también está de lujo!
    Muchas gracias por la receta de hoy, fabulosa :)
    Besos.

    ResponderEliminar
  39. Parece delicioso, hay que probar esta combinación tan original para el risotto. Lo has explicado fenomenal.

    ResponderEliminar
  40. Qué original combinación, aunque me parece que tiene que estar deliciosa: la pera tiene que suavizar mucho el fuerte sabor del queso...
    Me gusta mucho la idea.
    De viajes y quesos te podría contar algunas, pero recuerdo especialmente la vuelta de un viaje a Francia, en la que alguien compró un Camembert en la tienda de una gasolinera. Medio dormida, me llegó el olor, y pensé en quién habría sido el guarro que se había quitado los zapatos... hasta que una voz gritó: "¡El del Camembert, que se lo coma o que lo tire, que aquí no hay quien pare!", jajaja... Hubo que parar para que metieran el queso en el maletero.
    Pero a mí me da igual que huela mal, ¡es delicioso!.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  41. En casa no son muy de risottos, más bien el arroz con tomate y huevo frito..grrrrr.... los niños pequeños es lo que tiene, que son muy "básicos" en cuanto a sabores (por lo menos los míos). Pero estoy esperando a que crezcan y su paladar madure... ¡¡entonces seguro que me atrevo con delicias como esta!!
    besitos

    ResponderEliminar
  42. Qué magnífica combinación, no puede ser mejor la idea... Me lo apunto.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  43. Qué combinación tan deliciosa, Yolanda, me ha parecido sorprendente la pera, pero a la vez la encuentro muy adecuada, y no te digo a quienes nos gusta mezclar la fruta con ingredientes salados, me ha encantado, de verdad.

    Y lo del coche, debió ser terrible, eh?? jajajjaj madre mía, a mí que un manchego curado me parece fuerte... yo me muero! jajajajja

    Un beso cielo!! ;-)

    ResponderEliminar
  44. No hace mucho que descubrí la combinacion pera-roquefort y me parecio mas que deliciosa. Con gorgonzola supongo que me encantará tambien. He probado varias cosas con esa mezcla y pronto pondré yo algo tambien que precisamente preparé ayer. Me encanta el arroz en todas sus formas y este risotto me parece delicatessen pero ¿cuando lo preparo si el arroz cremoso asi solo me gusta a mi en casa, eh???. Tendre que esperar que vengan invitados pero desde luego que me la guardo.

    Besos, Beatriz

    ResponderEliminar
  45. Arroz, queso! con esas palabras y ya suspiro, así que esta receta es una delicia, me parece muy original el toque de pera, hay que probar...besitos.

    ResponderEliminar
  46. Yo creo que al final te acostumbras cuando fuimos a Asturias nos daba igual solo queriamos tomar el quesito con la sidrina..chica el risotto me dejas tonta perdida ,creo que mas de una este finde se dejara la dieta para otro dia
    loli

    ResponderEliminar
  47. Hola! Que buena pinta tiene todo!
    Somos dos cocinillas celiacos poco experimentados, nos hemos topado con tu blog, y nos a gustado tanto que somos seguidores!
    Esta receta tiene una pinta estupenday muy apetecible!
    Pasate por nuestro blog, a ver que te parecen nuestras nuevas recetillas y si te gustan hazte seguidora también porfa!
    Nuestra dirección es: http://elrincondelpaladar.blogspot.com/
    Esperamos más entradas como éstas!

    ResponderEliminar
  48. yolanda que buena receta.

    Un beso


    Sabes estoy de concurso, si quieres participar.

    ResponderEliminar
  49. Muchas gracias a tod@s por vuestras inestimables palabras.

    Me alegro mucho de que os haya gustado este rico plato de risotto.

    ¡Feliz día!

    ResponderEliminar
  50. Absolutamente delicioso Yolanda, un risotto lleno de sabor. Me encantan los quesos azules, en mi nevera nunca faltan.
    Besos guapa

    ResponderEliminar
  51. Mi Yolanda bonita!!!!!...te echo de menos estos dias, casi no te veo en el face???...ya no me quieres???? :(
    pues yo a ti si!!!!..y como siempre disfrute con tu bien eleborada introduccion y con la receta..si mencionar las fotos..divinas!!!!
    y estoy de acuerdo..Chelo es un amor!!
    bueno...como tu, eh!!!!:)
    ven al faceeeeeeeeee!!!!!!!!!:)

    Todo bien????

    ResponderEliminar
  52. Adoro este risotto, las peras con gorgonzola son una combinación excelente, en este caso has logrado un risotto de lujo; bravo! muchos besos

    ResponderEliminar
  53. Por cierto, mil gracias por tus comentarios ;) nos leemos

    ResponderEliminar
  54. Justamente hoy cenaré risotto, es un plato que hago siempre, me encanta y es muy versátil.
    El queso gorgonzola es una delicia, con las peras mejor de mejor, la otra semama cae tu receta, gracias!!!

    ResponderEliminar
  55. Una mezcla increible! Fruta, queso y arroz... y que melosidad se denota de las fotos. Como siempre que te visito, sólo veo delicias.
    Por cierto, el queso de cabrales, lo compré no hace mucho y olor deja, aunque sea al vacío, pero merece la pena.

    Besos.
    GustoCocina - María G.

    ResponderEliminar
  56. Y lo buenos que están estos quesos aunque huelan... jeje. Te ha quedado un risotto de lujo! BSs

    ResponderEliminar
  57. Vuelvo por dos motivos....hice el risotto a mi hija le chiflo,requetebueno Yolanda,de lujazo...que lindo es comer tan bien,despues de haber disfrutado haciéndolo...hemos abierto un lambrusco para la ocasión...y jamás bebemos más que agua cuando estamos solas..jejeje
    Y me gusta mucho lo que le escribiste a Sonia,y de que compartas con muchas de las amigas de Sonia la alegría por sus triunfos....aparte de que se lo merece,ya no es pasión de amiga,es una bellísisma persona,no te lo puedes llegar a imaginar lo buena tía que es y lo generosa,eso la engrandece aún más....y dejando a Sonia de lado,es tan lindo que a la gente le vaya bien y triunfe,yo disfruto,de corazón...así que siempre me hago la misma reflexión que tú....porque la envidia?...que pena perder el tiempo en tenerla en vez de mejorar si es que a una persona le gusta lo que hacen las demás,no?...y si no se puede porque te falten aptitudes,mejora en las que las tienes,si a todos no se nos dan las mismas cosas...en fin...continuará.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  58. Hola Yolanda, este risotto me lo guardo. Aprovecharé el Roquefort que me traje de Roquefort valga la redundancia y lo pondré en lugar del gorgonzola. Se ve buenísimo.

    Un besito

    ResponderEliminar
  59. Que buenoooo!!!
    Yo con frutas lo he hecho con uvas, pero la cocina en general con peras me encanta.
    besos

    ResponderEliminar
  60. Silvia, cómo me alegro de que tu hija y tú hayáis disfrutado de esta receta. Además, aunque no hace falta que lo diga yo, acompañar el risotto de un lambrusco no podía ir mejor. Me alegra saber que apoyas mi "filosofía" de ver las cosas. Un besito.

    Mª José, yo de ti, usaría menos cantidad de roquefort que la que indico porque es algo más fuerte que el queso gorgonzola, a no ser que os gusten los sabores fuertes. Entonces me callo. Un beso.

    Muchas gracias a tod@s por vuestras palabras. Sabéis que son agradecidos de corazón.

    ResponderEliminar
  61. Que maravilla de risotto Yolanda!! me encantan...en todas sus versiones, es que soy muy fan del arroz y con este plato babeo. Además tengo devoción por el queso, indistintamente de cual sea,el gorgonzola es tremendo.
    La combinación con las peras tiene que ser extraordinaria
    Un beso enorme preciosa y cuídate muchísimo!

    ResponderEliminar
  62. Yolanda ¡¡nuevamente me vuelves a sorprender!! no sé como lo haces pero lo consigues.
    Un simple risotto (que adoro) lo conviertes en un plato de cinco tenedores. Qué elegancia en la presentación del plato, en la sutileza de la decoración y el texto tan elaborado, cargado de información más que interesante.
    Como bien sabes, tus recetas se me acumulan.

    Besos.

    ResponderEliminar
  63. Me encantan estos quesos, todos los que tienen potencia de sabor son mis preferidos.
    Un rissoto para quitar el hipo, que contrastes de sabores con lo potente que es el gorgonzola que esa suavidad y dulzor de la pera. Tiene que estar de muerte.
    Bsos

    ResponderEliminar
  64. Ingrid, Silvia, María, muchas gracias por vuestras palabras.

    Disfrutad del fin de semana. ¡Un beso! :)

    ResponderEliminar
  65. Que apetecible,me ha parecido una mezcla deliciosa.
    Bss Esther

    ResponderEliminar
  66. !!Que increíble combinación y de resultado seguro que riquísimo!!hay que probarlo.Besitos.

    ResponderEliminar
  67. Anda, no veo lo que escribí el otro dia. Bueno, da igual, el risotto tiene una pinta increible, verás lo que tardo en hacerlo... :)
    Besos

    ResponderEliminar
  68. Yolanda, tiene un aspecto absolutamente delicioso. Nunca utilizo la pera para cocinar. Con el arroz, me pasa como con la pasta que me gustan todas sus preparaciones y este con gorgonzola, con lo que me gusta, me lo voy a apuntar ya mismo. Gracias por la receta. Un abrazo. Alicia.

    ResponderEliminar
  69. Los olores muchas veces nada tienen que ver con la realidad, como es el caso del queso, a mi tampoco me importa que huela el coche a pies si me traigo buenos quesos, se aguanta...ya se ventilará!!!
    te ha quedado estupendo este risotto
    besos

    ResponderEliminar
  70. Hola querida! ya andas metida de lleno entre los libros?

    La combinación de mezclar la pera en platos salados casi que me gusta más que con la manzana, sin duda.

    Los risottos me encanta pero no puedo hacerlos todo lo que quiero ya que en casa no es plato de gusto...del resto, serán joios...jajajaa

    Me quedo con el cabrales, vaya que si!

    Ah! nena, la textura me parece fantástica, se aprecia de lo más cremoso.

    ResponderEliminar
  71. Hola guapa, hoy hice para comer este delicioso risotto y ni que decir tiene que está exquisito, nos ha gustado mucho en casa.
    Lo único que no sale en la receta es la cantidad de vino blanco a agregar, yo le puse unos 50 gr.
    Un beso y gracias por tan ricos platos!

    ResponderEliminar
  72. El risotto siempre es rico, tan cremoso, y tan versátil, pero esta receta es la bomba, con esa combinación de sabores, se ha convertido en un obligado, hay que hacerla si o si. Gracias por compartirla. Besitos

    besosdecanelaymenta.blogspot.com

    ResponderEliminar

¡Exprésate! Di lo que opinas, haz una sugerencia, coméntame una duda ... lo que quieras, que será bien agradecido y recibido.